La mitología y las marcas de lujo: Versace y Hermès

Todos conocemos a marcas como ‘Hermès’, o ‘Versace’, pero, ¿conocemos la historia que tienen detrás? Y es que resulta que su historia muchas veces se remonta a la mismísima mitología griega.

En el caso de la casa Hermès, en 1837, fue Thierry Hermès quien fundó la compañía como un taller de arneses, introduciendo hacia 1880 equipación para la equitación como sillas de montar. Este negocio familiar dedicado casi en exclusiva a la marroquinería fue pasando de generación en generación, estableciendo su sede en el número 24 de Rue du Faubourg Saint-Honoré, en París.

Su primera colección de bolsos salió en 1922, y uno de sus más icónicos, el ‘Kelly Bag’, nació en 1935, llamado «Sac à dépêches». Sin embargo, en 1956, se viralizó una fotografía de la princesa de Mónaco, Grace Kelly, usando el bolso de Hermès para cubrir su embarazo. Desde aquel momento, se decidió modificar el nombre del bolso haciendo honor a la princesa.

Otro de sus bolsos más famosos es el ‘Birkin Bag’, cuyo nombre es gracias a la actriz Jane Birkin, a quien un buen día de 1984, en un avión donde coincidieron Birkin y Dumas, se le cayeron las cosas que llevaba en su bolso y juró que no encontraba un bolso perfecto. Así, Jean-Louis Dumas, el presidente de Hermès de la época, se encargó de crear uno que se adaptara a sus necesidades en un bolso de piel de cocodrilo (por lo que después se creó mucha polémica), oro blanco y diamantes, y que costaba más de 400.000 dólares.

Anatomía del bolso ‘Birkin’ de Hermès.

Sin embargo, y como comentábamos al comienzo del artículo, no podemos evitar fijarnos en el nombre de la casa, Hermes, que a pesar de ser el apellido de la familia, también evoca al hijo de Zeus en la mitología griega. Hermes era el mensajero de Zeus, protector de los viajeros, de los comerciantes y de los ladrones. Era representado con sandalias aladas y un caduceo en su mano, y fue el inventor de las carreras, siendo nombrado patrón de los atletas.

Logo de Hermès, con caduceos a ambos extremos.

El caduceo suele ser representado como símbolo del comercio, pero también de la medicina. Por eso es habitual verlo en algunas farmacias. Tiene muchas apariencias, pero la que suele ser más frecuente es la vara con alas y dos serpientes enrolladas.

Caduceo.

En cuanto a la casa Versace, fue creada en 1976 por Gianni Versace y su hermano Santo Versace, comenzando a diseñar ropa para su hermana de diez años, Donatella. Sin embargo, en 1997, Gianni Versace es asesinado por Andrew Cunanan, y Donatella Versace toma las riendas de la empresa –hecho que podéis ver en la serie de Netflix ‘El asesinato de Gianni Versace’, segunda temporada de ‘American Crime Story’.

Gianni era un amante de la historia antigua, y de ahí comenzó a inspirarse para la medusa del logo. En 1993, salió el primer boceto con la cabeza de la gorgona en el centro. En concreto, está inspirado en la ‘Medusa Rondanini’, un busto de mármol de autor anónimo.

Logo de Versace.
‘Medusa Rondanini’.

Medusa fue una de las tres hermanas gorgonas (Medusa, Esteno y Euríale). Dice la leyenda que Medusa era la joven mortal más bella de Atenas. Un buen día, el dios Poseidón, se encaprichó de su belleza y la deseó, persiguiéndola y tomándola en contra de su voluntad en uno de los templos de Atenea. La diosa, enfadada, castigó injustamente a Medusa, maldiciéndola con serpientes en lugar de cabellos y una mirada tan hipnótica que convertía en piedra a todo aquel que osara mirarla.

Según Versace, Medusa no fue ni diosa ni monstruo, sino una mujer hipnótica, primero por su belleza y luego por la maldición, hermosa y terrorífica a la vez. Desde la casa Versace, reclaman su cautivadora mirada, usándola como escudo.

La historia de Medusa, por la casa Versace.

“Cuando le pregunté a Gianni por qué eligió la cabeza de Medusa, me contestó que le fascinaba que todos aquellos que se enamoraban de ella estaban condenados a ser petrificados”

Donatella Versace

Como dice Donatella en su Instagram, Medusa es un icono para todas las mujeres, una mujer de la que no puedes despegar la vista, y que por ello la eligió para su nuevo bolso. Y es que, para el lanzamiento de su última campaña, ‘La Medusa’, han decidido recuperar sus orígenes y continuar con su logo barroco de Medusa, con una colección de bolsos a todo color con una protagonista muy especial.

Bolso de mano mediano ‘La Medusa’, de Versace.

Además, y con motivo de la pasarela Versace Primavera/Verano 2021, la casa nos llevó a una ciudad submarina, ‘Versacepolis’, una utopía semejante a la Atlántida gobernada por hombres y mujeres empoderados donde hace referencia, una vez más, a la mitología griega. Además de rescatar figuras como Poseidón, dios del mar, también ofrece una visión de Partenón sumergido. La paleta de colores que eligió Donatella para este show son exuberantes y vibrantes, muy saturados, y, hilando con la figura de Medusa, eligió también al animal de mismo nombre para encajarlo en una pasarela que recordaba también, a la colección de Gianni Versace Primavera Verano 1992, ‘Trésor de la mer’.

Versace Spring / Summer 1992

Mar de Garrido.