El ‘Vestido de la Venganza’ de Lady Di

La Vanity Fair de la Serpentine Gallery de Londres de 1994 marcó un punto de inflexión tanto en la moda como en la historia de Inglaterra. Ese día, la princesa Diana de Gales asombró a todo el mundo luciendo un vestido de Christina Stambolian que posteriormente sería bautizado por la prensa como el ‘Revenge Dress’. 

Para entender por qué se le dio este nombre al diseño debemos remontarnos a la mañana de ese mismo día, cuando en la televisión pública británica se emitió un documental en el que el príncipe Carlos, aún marido de Diana, admitió su relación con Camila Parker y, por ende, su infidelidad hacia Lady Di. 

La princesa Diana dado al claro bochorno que había significado la declaración de Carlos no tenía nada de ganas de acudir a la gala benéfica pero fue su mayordomo y confidente, Paul Burrell, quien le animó a ir. Según cuenta la historia, Burrell sacó el vestido del armario de la princesa y le sugirió ponerselo, y aunque a Diana en un principio le pareció demasiado atrevido, finalmente se arregló como nunca y se presentó en la gala con el que se podría denominar el vestido más polémico de la historia de Inglaterra. 

El diseño de Stambolian consistía en un little black dress negro asimétrico con una cola lateral compuesta de capas de tela que llega hasta los tobillos. Esta es la perfecta descripción de un vestido que rompe absolutamente todos los protocolos de la familia real. Por un lado, para los royals el color negro es un tono estrictamente reservado para el luto en actos públicos, y por otro, lo más probable es que el pronunciado escote y el corte por encima de las rodillas haya causado una gran serie de desmayos entre miembros de la conservadora familia real. 

Por eso se le tituló ‘Vestido de la Venganza’, porque con él Diana le dijo al mundo que era una mujer fuerte e independiente, que no dependía de ningún hombre para lucir impresionante, y que nadie podía decirle qué hacer. Con solo ponerse un vestido, Diana gritó a través de su imagen que allí estaba, más fuerte y guapa que nunca, con toda la seguridad del mundo a pesar de ser abochornada horas antes en frente de todo el país. 

Lady Di con el famoso ‘Revenge Dress’.

También cabe destacar, que este acontecimiento marcó un antes y un después en la forma de vestir de Lady Di, quien a partir de ese momento comenzó a vestir de una manera mucho más arriesgada con altos tacones y faldas cortas convirtiéndose según muchos en la glamurosa princesa que hoy en día recordamos y admiramos. 

Por su lado, el polémico vestido se convirtió en un gran icono de la moda dada a su obvia belleza y a su jugoso trasfondo, siendo versionado por muchas firmas reconocidas y sirviendo de fuente de inspiración para miles de mujeres en todo el mundo debido al empoderamiento que simboliza. 

Sara Arbelaez.